Hace 530 años atrás moría Juana de Arco

Hoy se cumplen 530 años del fallecimiento de Juana de Arco, también conocida como la Doncella de Orléans y fue una herína, militar y santa francesa.

Nació en Domrémy en el departamento de los Vosgos en Lorena, Francia y con solamente 17 años de edad encabezó el ejército real francés gracias al convencimiento que tuvo Carlos VII por parte de Juana de Arco quien argumentó que expulsaría a los ingleses de Francia, estando al frente de su ejército en varios enfrentamientos especialmente en los años 1929 y 1930.

El rey Carlos VII como recompensa, eximió al pueblo natal de Juana de Arco del impuesto anual a la corona que dicha ley se mantuvo hasta hace unos 100 años atrás.

Posteriormente fue capturada y entregada a los ingleses quienes la condenaron por herejía y el duque Juan de Bedford la quemó viva en Ruán. Tras las sospechas de documentaciones falsas de su juicio inquisitorial, el rey Carlos VII instigó a la Iglesia para que revisarán dicho juicio a lo que el Papa Nicolás V lo rechazó y recién en el año 1456 el Papa Calixto III dispuso que se reabriera el proceso y su resultado fue que se reconoció la inocencia de Juana de Arco de las acusaciones en su contra y se declaró herejes a los jueces que la habían condenado.

En el año 1909 fue beatificada y en el año 1920 fue declarada santa por el Papa Benedicto XV. También ese mismo año se la nombró la santa patrona de Francia. Actualmente Juana de Arco es considerada commo una mujer notable, valiente, vigorosa y con una gran fe, siendo un objeto de especial interés en Irlanda, Canadá, Reino Unido y Estados Unidos. En el movimiento del escultismo es la santa patrona de las guías.

Fuente: Wikipedia

Dejar una repuesta